Vías ferratas

Las vías ferratas consisten en caminos aéreos equipados en paredes de roca, con un cable de acero para asegurarse y peldaños metálicos y cadenas para progresar con mayor comodidad. Existen de muy variada dificultad, y hacen la escalada más accesible a todo el mundo, siendo una actividad ideal para hacer con los amigos, la familia y los niños.

Las primeras vías ferratas se equiparon en el siglo XIX en Austria, pero durante la Primera Guerra Mundial proliferaron en número en la región de las Dolomitas, con fines militares. Al finalizar la guerra éstos camino equipados quedaron par el ámbito deportivo y el ocio.

En Cataluña, Andorra y Aragón encontramos variados y bonitos itinerarios:

  • En El Pont de Suert: Vía ferrata Tossal de Miravet.
  • En el Valle de Arán: Ferrata de Les.
  • En Huesca: Foradada del Toscar, Sorrosal, Sesué, Sacos, Olvena, etc.
  • Montserrat: Ferrata Teresina.
  • Sierra de Guara: “Ferrata de la Pared de la Virgen” (Rodellar) y de las “Peñas Juntas (Bierge).
  • Oliana (Alt Urgell): Regina.
  • Montrebei (Montsec): Urquiza-Olmo.

Comentarios cerrados.